Los ganaderos lecheros en su hora más oscura

La primera semana de diciembre, Luz Mary Guevara Campos tomó tres vacas de su corral y las vendió en un camal de Barranca. Aquel sacrificio fue la única alternativa que encontró para poder solventar la alimentación de las otras 17 vacas lecheras que aún le quedan en el establo. Desde inicios del 2021, cuando se incrementaron los costos de los insumos, Luz Mary ha vendido 8 ejemplares, es decir, más del 32% de los animales que sirven de soporte a su economía. “Estamos a punto de quebrar porque ahora debemos…